Los primeros dientes de tu bebé, ¿le duelen?

niño-dientes

 

 

SI a tu bebé le están saliendo sus primeros dientes, seguro que estás viviendo una época muy estresante, y un punto frustrante. La verdad es que tanto los padres como los pequeños lo pasan especialmente mal en estos momentos, ya que es un proceso bastante molesto, que no todos los padres saben sobrellevar de manera adecuada.

Para poder entender mejor por lo que está pasando tu hijo, es bueno que tengas la mayor información posible sobre qué representa el proceso de dentición. De esta manera, sabrás a qué atenerte y qué hacer para ayudarle a sobrellevar las molestias.

 ¿Cuándo aparecen los primeros dientes? Si tu hijo ha cumplido 3 meses, ya puedes prepararte a sobrellevar su dentición de la mejor manera posible. El proceso empieza más o menos a esta edad y puede continuar hasta, aproximadamente, los 3 años. Entre los 4 y 7 meses, los incisivos frontales son los dientes que antes intentan romper las encías y,  entre uno y dos meses después, les siguen los incisivos frontales y laterales superiores.

La dentición continua hasta que, a los 3 años, el niño tiene sus 20 dientes de leche formados sin problema. Pero durante todo este tiempo, el pequeño pasa por momentos importantes de incomodidad. Una de sus primeras reacciones, además de babear más de lo normal, es el instinto de morder cuanto tengan a su alcance, para sentirse mejor. Una buena opción si esto ocurre es recurrir a los mordedores refrigerados, especialmente pensados, para proporcionar alivio a tu pequeño en estos momentos.

¿Duele la aparición de los dientes? El dolor de la dentición  es uno de los grandes mitos que asusta a muchos padres primerizos, que viven este momento especialmente afectados. La verdad es que se trata de un proceso molesto, que acaba causando irritabilidad, llanto y una cierta sensación de agobio en el pequeño, que puede traducirse en irregularidades del sueño y la comida. De todos modos, si el comportamiento de tu hijo va más allá de estas pautas básicas, es importante que consultes al pediatra.

Igualmente ocurre con la aparición de fiebre y otros síntomas como la diarrea. Si tu hijo los sufre, es mejor que visites al pediatra porque pueden deberse a cualquier otra causa. La aparición de los dientes solo debería provocar un pequeño aumento de la temperatura del bebé, debida a la sensibilización de las encías.

Deja un comentario